¿Dónde se han ido todos los inversionistas activistas? Bloomberg tiene la respuesta

Escrito por: Jayson Derrick
febrero 11, 2020
  • Los inversionistas activistas son conocidos por presionar públicamente a las compañías para que hagan cambios.
  • Recientemente, algunos inversionistas activistas están tomando un enfoque más suave.
  • Los fondos de capital privado están sentados sobre $1,5 trillones de dólares en efectivo que podrían ser utilizados a través de una forma más agradable de inversión activista.

Los inversionistas activistas son notorios por comprar una gran participación en una compañía con expectativas de iniciar una lucha verbal y pública para impulsar un cambio importante. Uno de los ejemplos más recientes es la completa adquisición por parte de Starboard Value de la junta directiva de Darden Restaurants en 2014.

¿El fin de la inversión activista?

¿Busca noticias rápidas, consejos y análisis de mercado? Suscríbase al boletín de Invezz, hoy.

El fondo de cobertura de Jeffrey Smith logró despedir a todos y cada uno de los miembros de la junta directiva de Darden, pero tomó un enfoque amistoso con la cadena de pizzas Papa John’s en 2019. Según Bloomberg, podría haber una simple razón para un cambio de tono: jugar bien con las empresas resulta mejor.

Los datos recopilados por Bloomberg muestran que los fondos de cobertura activistas supervisaron al menos 333 campañas «impactantes» contra las corporaciones de EE.UU. en 2016. En sólo un año, la cifra cayó a 258 campañas.

El capital privado aprovecha la oportunidad

Es probable que los gigantes del capital privado vean el vacío dejado por los inversionistas activistas como una oportunidad. Recientemente, KKR & Co. reveló una extremadamente rara participación del 10% en una compañía pública… la cadena de restaurantes y salas de juego Dave & Buster’s.

KKR dejó claro que está buscando entrar en un «diálogo constructivo» con Dave & Buster’s. Queda por ver si se trata de un código para agresivo y vicioso o agradable y amigable. TPG, otro gigante del capital privado, está actualmente reuniendo capital para iniciar un nuevo fondo destinado a invertir en empresas públicas, según Bloomberg.

Resulta que los gigantes del capital privado tienen mucho más que ofrecer a las empresas de todos los tamaños. Según Bloomberg, un gigante del capital privado que empuja a una empresa a venderse a sí misma está en mejor posición para hacer esa demanda si tiene el efectivo para comprar la empresa misma.

Los gigantes del capital privado también tienden a estar respaldados por una amplia y diversa lista de expertos que pueden ayudar a mejorar la empresa a la que se dirigen.

Entonces, ¿qué sigue?

Las empresas de capital privado podrían considerar el mercado público como un nuevo lugar para desplegar la friolera de $1,5 trillones de dólares en efectivo que tienen al margen. Si KKR y TPG logran demostrar que pueden generar retornos atractivos, muchas otras firmas de capital privado podrían seguir su ejemplo.

Mientras tanto, es poco probable que algunos de los inversionistas activistas más feroces, como Carl Icahn, cambien su enfoque probado y verdadero de la inversión activista. El multimillonario ha estado asaltando empresas durante décadas y adoptar un enfoque más suave será «menos lucrativo o menos divertido, o ambas cosas» para él, según Bloomberg.